El Empire State es uno de los edificios más emblemáticos de Nueva York y a la vez uno de los más fotografiados, así que tenía que esforzarme al máximo para poder congelarlo con mi cámara de una manera diferente. Quería un nuevo ángulo y sabía que iba a ser un desafío, sólo necesitaba situarme en una azotea radicalmente alta para realizar la imagen que tantas vueltas daba por mi cabeza. Cuando encontré la posición estratégica tenía la ciudad a mis pies y me daba la sensación de estar en un helicóptero. La ubicación era increíble.

Miré por el visor y me sentí como un águila, el edificio era enorme pero estaba tremendamente lejos. Usé la máxima distancia focal de mi objetivo para acercarme a este emblemático icono, y como no podía usar el trípode, aguanté la respiración y parpadeé varias veces.

La iluminación artificial junto con la suave luz del cielo parcialmente tapado, proporcionan una difusión natural de colores pasteles, aislando el edificio de una manera especial remarcando su diseño art déco. El aspecto panorámico en vertical de esta imagen le añade fuerza y carácter. Cada ventana cuenta una historia.

 

Detalles de la foto: Canon EOS 450D con lente EF 24-105 mm f4 L IS USM a 105mm y f4, 1/100 s, ISO 1600.

Título: Sueños Déco.

Lugar: New York, Estados Unidos.